domingo, 28 de agosto de 2016

¿Quién se une a los Seis de Cuervos?


Mis arrebatadores, yo también he caído bajo el influjo de los Cuervos.

Y creo que no hay alternativa. Este libro encierra una historia poco común y es gracias al innegable talento de su autora para crear personajes en simbiosis con la trama. Ésta sin aquéllos no podría existir. De sus cuitas, sus corazones rotos y sus ambiciones retorcidas nace toda la trama sobre la que se sustenta esta historia de crímenes, codicia, ladrones y asesinos, amantes despechados, apuestas mortíferas, magia de mutante y el plan más descabellado del mundo.

Si no habéis empezado SEIS DE CUERVOS, de Leigh Bardugo, preparaos para una aventura imposible. Si ya sois un Cuervo, como yo, sé que estaréis sonriendo.


Libro 1 de 2 - Universo Grisha - puede leerse independiente de la trilogía anterior

Desde el comienzo, los capítulos son intensos y siniestros de mano de Kaz Brekker, con quien me he reído sin parar por sus comentarios irónicos. Es un dandy oscuro, un depredador tanto del ingenuo como del monstruo que deambula por su territorio, Ketterdam, una especie de ciudad portuaria holandesa. En general, la novela goza de un sentido del humor negro.

Los diálogos engrandecen a los personajes que brillan a través de escenas impecablemente diseñadas para recrear sus personalidades afiladas y sus entornos amenazadores. La banda que Brekker dirige, los Despojos, se asemeja a los ladrones y pillastres en Oliver Twist de Dickens. Tenemos al instigador, Kaz, de reputación nefaria y métodos maquiavélicos, a la espía de pisadas silenciosas y dagas con nombre propio, al caído en desgracia y cegado por la venganza, al mal jugador de cartas pero buen tirador, a una Grisha enamorada e idealista, a un experto en demoliciones con una carta bajo la manga al igual que el resto de sus arbitrarios compañeros.

Quien guarda más secretos que los archivos del Vaticano es el propio Kaz. Da miedo con sus actos implacables y hace reír con sus réplicas, pero te parte el corazón con sus orígenes mientras en su cabeza se acumulan planes imprevisibles como jugadas de ajedrez sin fin. Menudas tácticas de negociación, menuda mente visionaria, a este Manos Sucias le ha dado clases el mismo Satanás.

La novela es pura adrenalina. La misión suicida consiste en atravesar los mil controles de seguridad de la fortaleza más inexpugnable y salir indemne, La Corte de Hielo. Para ello, Kaz reúne a un grupo de expertos de los bajos fondos de la ciudad. Cada uno tiene su motivación y su asombrosamente fascinante personalidad, lo que mueve cada capítulo que alterna su perspectiva. El ritmo se mantiene al galope, con tensión y alegría y congoja, a medida que cada uno de los chicos y las chicas arriesga la vida en pos de un objetivo tan complejo como sus miserables situaciones.

Me he enamorado de cada uno de ellos tanto como de la trama. El romance soterrado entre varios personajes es emotivo e irrealizable, la acción es oscura y sangrienta, el peligro se respira afanosamente. De lo único que puedo quejarme es que sus edades no concuerdan, apenas tienes 15 y 16 años, pero parecen tener entre 20 y 30.

Las sorpresas no cesan, los dobles fondos tienen doble fondo y los giros del argumento son más bien piruetas de Derviche. Es una mezcla explosiva de intrigas, engaños, juegos de ilusionismo, asalto a un banco y fuga de Alcatraz, con un cierto aroma a Segunda Guerra Mundial steampunk, aderezada con personajes brillantes y romances trágicos que laten bajo las balas y la magia de rol Grisha.

Ese final. Estoy al borde de la combustión espontánea.





SEIS DE CUERVOS
LEIGH BARDUGO
1 de 2
Tapa dura con sobrecubierta y bordeado de páginas en color negro
540 págs.
Fantasía oscura
2016
Título original:
Six of Crows
Relación calidad/precio:
19 pellizcos / ve a por él



segundo libro, septiembre 2016 en inglés

No me había subyugado un libro tanto desde que leí Illuminae. Si este primer libro es una batalla campal, aún nos aguarda la guerra. Y vaticino que será épica.

¿Quién se une a los Cuervos? 

Y ese título... me recuerda a un naipe. ¿Lo será?

Babel convertida en un miembro del hampa.

5 comentarios:

Ana Belén dijo...

Jejejejeejje!!
Sí... A mí también me suena al naipe de una baraja!!
Parece que este libro está rompiendo!! En Instagram no paro de ver fotos y comentarios al respecto!
La verdad es que desconocía de su existencia hasta hace una semana cuando he empezado a ver entradas por los blogs!!!
Yo, por ahora, no voy a adquirirlo... Quizás cuando pase un poco el boom del momento!! Estoy más ilusionada con otros libros y novedades!!
Excelente reseña!! ;)

Tinuwel dijo...

Empezando la quinta parte e igual de subyugada que tú :O Leigh Bardugo me encantó con su anterior trilogía, pero aquí se la ve más madura, más profunda y más oscura que nunca.
Sé que voy a sufrir... lo sé... :S

thepsicologist dijo...

Cuanto más leía la reseña, más ganas me daban de leerlo. Tiene una pinta genial, y las ilustraciones de la foto son tan preciosas que necesito hacerme con ellas. ¡Lo conseguiré!
Genial la reseña, de verdad
Saludos ^^

Elena Montagud dijo...

Me moría por leerlo y ahora después de tu reseña mucjisimp más.

Ani ♥ dijo...

¡Holaa! ^^
¡DIOS! Ponéis este libro tan bien que estoy deseando poder leerlo, pero he pensado en leer antes la otra saga de la autora que, aunque sé que se pueden leer independientemente, creo que tendría más sentido leerlo así... no sé, yo y mis manías jeje
Me alegro de que lo disfrutaras tanto.

Besitos, nos leemos <3